Un enfrentamiento a golpes entre soldados y policías en Chetumal se originó luego de que los elementos del orden público intentaran detener a un elemento del ejército que tras un reporte donde fue denunciado por haber agredido de forma física a su esposa e hijos en plena vía pública, cerca de las calles Palermo con Insurgentes.

Un llamado al 911 alertó a las autoridades por una persona del sexo masculino quien momentos antes había agredido a su pareja e hijos en plena vía pública, al llegar la unidad de la Policía Quintana Roo al lugar para verificar la situación, el militar, quien en sus horas libres desempeñaba el trabajo de taxista, emprendió la huida generando una persecución hasta la base del Séptimo Regimiento de Caballería Motorizada.

Al descender el presunto agresor de su vehículo, los uniformados ya se encontraban esperándolo a las afueras de la base militar para detenerlo, pero no contaban con que más elementos castrenses saldrían para defender a su compañero, originando una riña a golpes entre policías y militares, logrando arrebatarlo de los oficiales y metiéndolo a las instalaciones.

Debido a que su vehículo quedó abandonado a la entrada de la base militar, agentes de transito solicitaron el arribo de una grúa para ser trasladado a un corralón, pero en ese momento una tropa de guardia salió a impedir que se llevaran el automóvil.

Altos mandos de la Secretaría de Seguridad Pública Estatal tuvieron que acudir al sitio para para intervenir y calmar los ánimos entre los elementos policiacos y militares.

Deja una respuesta