Un camión repartidor de la empresa Coca Cola fue interceptado por sujetos Armados y encapuchados en el tramo carretero Unión-Esteban B. Calderón privando de su libertad por algunas horas a los tripulantes de dicha unidad. De acuerdo a información preliminar los hechos fueron reportados a las 21:30 horas del día lunes en la partida policial de la localidad de Javier Gómez.

El chofer de la unidad y su ayudante afirmaron que por la tarde habían sido asaltados en el tramo La Unión-Esteban B. Calderón, cuando transitaban a bordo de un camión propiedad de la empresa para la que laboran.

Los agraviados señalaron que aproximadamente a las 4 de la tarde, luego de haber terminado sus tareas de ventas y cobros, al pasar por una curva salieron del monte varias personas vestidas de negro con los rostros cubiertos con pasamontañas, algunos con armas largas y otros con armas cortas.

Los maleantes apuntaron con sus armas al conductor y su asistente, exigiendo que se desvíen hacia una brecha donde los obligaron a descender del vehículo, tirarse al suelo y que en dado caso de voltearse serían ejecutados.

Los ladrones intentaron romper el seguro de la caja fuerte que se encontraba en la unidad, insistieron por varios minutos hasta que llegó otro vehículo el cual les tocó el claxon para avisarles de su pronta huida más adentro de la brecha, por ello solamente se apoderaron del producto.

Luego de algunas horas el ruido cesó, pero los agraviados permanecieron en el sitio por temor a ser agredidos. Al ver que no había nadie, salieron a la carretera para pedir ayuda y tras caminar algunos minutos un taxista les brindó el auxilio para llevarlos hacia Rojo Gómez, en donde dieron parte a sus jefes, los cuales acudieron hasta el lugar.

La unidad fue localizada horas más tarde a 5 kilómetros del poblado de La Unión, dentro de una brecha y a la llegada de los policías ya era resguardada por personal militar.

Deja un comentario