El Gobierno Federal permitió que cada estado determinara sus acciones y semaforización con respecto al COVID-19, esto para indicar qué actividades reiniciarían de acuerdo al avance de contagios. Esto ha impactado en las actividades de diversos negocios a lo largo del país.

En Quintana Roo, por ejemplo, la semaforización indica que la región norte y sur del estado se encuentran en color naranja. Esto ha mantenido consternados a los dueños de gimnasios y centros deportivos que aún no han podido reaperturar debido a la situación.

De acuerdo al Semáforo Epidemiológico Estatal, se estableció que dichos sitios podrán abrir cuando el estado se encuentre en color verde, lo que significaría que el nivel de contagios ha reducido.

En relación a esto, la Presidenta de la Comisión de Desarrollo Económico de la XVI Legislatura, Cristina Torres Gómez, manifestó que han sido insistentes con la Secretaria de Salud, Alejandra Aguirre Crespo, por las inquietudes que tienen los dueños de gimnasios y centros deportivos.

Sin embargo, Aguirre Crespo insistió en que éstos sólo podrán reiniciar actividades cuando el semáforo indique verde para la zona en la que se encuentren, ya que son considerados puntos de alto riesgo de contagio.

Deja una respuesta