Diferentes organizaciones han denunciado ante la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA), que en Holbox se están realizando obras ilegales las cuales están destruyendo el Área de Protección de flora y fauna de Yum Balam en la misma isla. Este es un humedal de gran importancia, ya que en él se encuentra el Manglar, una especie de fauna que es protegida en México, por lo que exigen la debida investigación y reparación del daño ambiental.

El objetivo de las obras es abrir camino de la avenida Kuká hasta llegar al río cercano del mismo nombre, todo esto con la intención de realizar megaproyectos que puedan atraer a turistas extranjeros, sin pensar en el daño ambiental que se puedan causar.

Los trabajos comenzaron en el mes de febrero, pero no fue hasta finales de marzo que se dio a conocer este caso, por lo cual se ha avanzado fuertemente en la destrucción del área protegida.


Organizaciones como la Asociación Interamericana para la Defensa del Ambiente (AIDA), Centinelas del Agua, Grupo Tortuguero del Caribe, Pronatura, Cinvestav Mérida, Federación Mexicana de Colegios de Biólogos; así como el Colegio de Biólogos de Quintana Roo y Nuevo León. Se unen para ser escuchados y que esta obra sea detenida y que paguen los responsables de estos atentados contra la naturaleza, ya que viola el artículo 60 de la Ley General de Vida Silvestre.