Los cruceros más grandes del mundo como Royal Caribbean Cruises preparan su regreso para las primeras semanas del mes de julio, desgraciadamente Quintana Roo no está siendo el destino turístico por excelencia otro año consecutivo.

Este inconveniente es debido a que la Unión Americana se niega a dar la vuelta masiva a puertos México y de Estados Unidos antes del mes de octubre, ya que son zonas muy altas de riesgo de contagio aun con todos los visitantes vacunados.

Poco a poco las empresas están cambiando sus destinos turísticos a Asia o Europa, aunque están pendientes de si pueden volver a México, todo dependerá del semáforo epidemiológico del Estado.

Esto afecta directamente a los “hoteles flotantes” que son Cozumel y Mahahual, los principales destinos turísticos de todo el país, ya que de los 10 millones de turistas de cruceros que recibía el país anualmente, Quintana Roo ocupaba el 70% de todos los visitantes.

Actualmente México cumple 14 meses sin actividad masiva de cruceros por lo que es preocupante la situación para estos sectores donde se depende un gran porcentaje de la economía en el turismo.

El secretario de Turismo, informa que los cruceros llegarían de nuevo a finales de junio, mediante un acuerdo con las empresas de cruceros, sin embargo, están en peligro de cambiar de ruta por la condición actual del Estado con respecto a los altos casos de COVID-19.

La presidenta del Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC) informó de estos cambios importantes en los Centros de Control de Enfermedades (CDC) en Estados Unidos:
“La ventaja que tienen las navieras es que pueden mover sus activos. Si el mercado estadounidense no abre, se pueden mover los barcos a Europa, lo cual perjudicaría al mercado americano, ellos no quieren que eso ocurra”.

Se espera un aumento de sargazo para el mes de mayo y junio en el Mar Caribe sin que los habitantes de esta región estén preparados para hacer frente, en el año 2019 sucedió lo mismo, lo cual generó estragos económicos y ecológicos.

En el Estado de Quintana Roo en el mes de abril reportaron que en 26 de los 80 puntos estudiados hay abundante sargazo presente, habitantes de Mahahual mencionan que están buscando alternativas para combatir el sargazo, debido a que las autoridades correspondientes no se han presentado, ni dado respuesta a las exigencias de las personas, y tienen que buscar que hacer por su propia cuenta ya que esto ahuyenta el turismo y afecta de manera negativa a la economía de los locatarios.

Un informe reciente de la Universidad del Sur de Florida menciona que la superficie de la mancha del sargazo que se mantiene en el océano Atlántico, próxima al Caribe, llegó en abril los mil 036 kilómetros cuadrados, lo que significa un aumento del 333 por ciento a comparación con el mes anterior.

El instituto ha advertido que en los próximos meses probablemente se generará más sargazo, tanto en el este como en el oeste del mar caribe, inclusive en el Golfo de México, por lo que se desconocen las causas de su comportamiento, sólo se sabe que se origina en los mares de África, desde ahí las corrientes lo transportan a las costas de Brasil y finalmente al Caribe, donde se reproduce con velocidad en lugares ricos en nutrientes.

La carretera a Mahahual es considerada de alto riesgo para los habitantes y turistas debido a las malas condiciones en las que se encuentra. Los accidentes vehiculares durante las vacaciones de Semana santa no se hicieron esperar, afortunadamente en los accidentes que ocurrieron por el mal estado de la carretera, no hubo pérdida de vida, pero sigue siendo peligrosa.

A pesar de que los prestadores de servicios turísticos y habitantes de Mahahual realizaron actividades de bacheo por su propia cuenta, la carretera sigue estando en malas condiciones ya que presenta múltiples rajaduras y huecos.

“Ya urge que se pueda reparar este camino; se lo pedimos al gobernador en audiencia y nos dijeron que sí. Esperamos que empiecen a trabajar”, comentó Pedro Rodríguez Cobos, alcalde de Mahahual.

Habitantes mencionan que William Conrado Alarcón, el secretario de Obras Públicas del Gobierno del Estado, se comprometió a re encarpetar en su totalidad esta carretera, pero mencionan que eso fue hace un mes y hasta ahora no se sabe nada de dicho proyecto.

La costa de Mahahual volvió a ser invadida por el sargazo de manera incontrolable debido al constante recale de dicha planta marina. Sin embargo, entre ambulantes, artesanos, meseros, restauranteros y turistas, que sumados daban un total aproximado de 90 voluntarios, instalaron redes para evitar el recale y así mantener limpias las playas.

Los voluntarios usaron una retroexcavadora de un particular para retirar las toneladas de alga. De igual forma, en el muelle de pescadores se observó a una embarcación sargacera quienes se dedicaron a acopiar el alga antes de que llegue a la costa.

Los voluntarios no reciben ningún apoyo por parte del gobierno municipal, ni estatal para realizar dicha labor, señalan que en muy pocas ocasiones ha llegado alguna cuadrilla del municipio para apoyar con la limpieza, cuando el sargazo recala a diario.

Por tal motivo y ante la falta de presencia de autoridades, empresarios y habitantes decidieron instalar mallas artesanales para evitar que la macroalga llegue a los blancos arenales. A pesar de ello los habitantes se sienten abandonados para afrontar esta problemática que ahuyenta al turismo.

“Los restauranteros se encargan de poner mallas para que haya menos sargazo, porque viene e inunda las playas, e inundándose las playas, la gente no se acerca a divertirse, se van para otro lado, entonces queremos turismo, inclusive quisiéramos el apoyo del gobierno que hasta el momento no lo hemos tenido, estamos trabajando solos” mencionó Ricardo Pérez Portillo, prestador de servicios turísticos en Mahahual.

Aunque la barrera artesanal cumple con su función, no ofrecen buena imagen para el turismo, por ello los voluntarios solicitaron a la marina que despliegue las mallas especializadas.

Como es bien sabido, Quintana Roo se encuentra en etapa amarilla del Semáforo Estatal De Riesgo Epidemiológico, eso significa que la ocupación máxima permitida por cada hotel o sitio de hospedaje dentro del Estado es del 60%.

De acuerdo al Consejo de Promoción Turística de Quintana Roo, iniciando la semana santa la ocupación total de cuartos de hotel en el Estado fue de 37.5% esperando que este nivel aumentará el presente jueves 01 de abril.

En la isla de Cozumel debido al muy bajo turismo que ha tenido este último año esperan poder llegar al 60% de ocupación mediante las ofertas hoteleras que han implementado, todo en fin de la recuperación económica que se veía muy comprometida en esta isla.

En los hoteles de Mahahual el representante de la Confederación Patronal De La República Mexicana (COPARMEX) Gerardo Pérez Zafra, señaló que se encuentran reservadas ya el 60% de todas las habitaciones para el periodo del jueves al domingo.
“Ya estamos al tope con las reservaciones de las habitaciones, ya están agotadas, tenemos todo lleno hasta donde tenemos permitido por las autoridades, de los 24 hoteles que representamos ya están los cuartos reservados y listos para atender a los vacacionistas con las medidas sanitarias”, comentó Gerardo Pérez.

Bacalar tampoco se queda atrás, ya que se reporta que actualmente ya hay reservaciones del 50% en los hoteles y cuartos con vista a la laguna, pero se estima que esta cifra aumente a medida de las horas, ya que es uno de los sitios favoritos de los extranjeros en toda la Rivera.

Se estima que también se incremente el hospedaje en los alrededores o lugares cercanos a la laguna de Bacalar, con el fin de poder dar abasto con la cantidad de turistas que se prevé lleguen en estas semanas.

Una protesta se llevó a cabo este miércoles 13 de enero frente al Palacio de Gobierno en la capital del Estado, los manifestantes exigían al gobierno dar respuesta por el despojo de tierras a Marleny Pat Abán, una persona de la comunidad maya proveniente de Mahahual.

Los manifestantes acusan a la abogada Fabiola Cortés Miranda de haber privado de sus tierras a la señora Marleny Pat bajo los servicios prestados a los caciques de Costa Maya.

En una de las pancartas se podía leer el mensaje “Ella es la rata que le quitó el terreno de mi madre en Mahahual”.

Otra de las pancartas mencionaba al ex ministerial Gustavo Javier Rodríguez González como cómplice de dicho despojo de tierras.

El conflicto de despojamiento de terrenos en Mahahual lleva años ocurriendo, y muchas de las ventas han ocurrido con documentación fraudulenta.

Momentos más tarde los manifestantes se trasladaron a la Fiscalía General del Estado en donde grafitearon las paredes del inmueble con consignas referentes a los despojos que han sufrido varias familias de Mahahual a manos de los caciques de Costa Maya y de la abogada Fabiola Cortés.