El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, informó que actualmente México es propietario de siete refinerías, sin contar la que se está construyendo en el Puerto de Dos Bocas en Paraíso, Tabasco, ya que el gobierno mexicano invirtió 600 millones de dólares para que Pemex adquiera el 100 por ciento de las acciones de la refinería Deer Park de la petrolera Shell.

“En esencia, recibimos seis refinerías en mal estado, las estamos modernizando, se está reiniciando también la coquizadora de Tula para ampliar la capacidad de refinación en esa planta y dos refinerías más: recibimos seis refinerías y vamos a entregar ocho”, informó el presidente López Obrador.

De acuerdo con la información proporcionada por el presidente, aseguró que la refinería recién comprada podrá producir 340 mil barriles diarios de combustibles, lo mismo que se espera de la planta de Dos bocas, por lo que México será autosuficiente en la producción de combustible y ya no habrá necesidad de importar por lo que asegura que ya no habrá aumento de precios.

“Nos costó 600 millones de dólares, estamos hablando de alrededor de 12 mil millones de pesos. No crédito, no deuda, sino de los ahorros por no permitir la corrupción, por hacer un gobierno honesto y austero, sin lujos”, expresó.

Andrés Manuel López Obrador, explicó que esta operación tuvo un costo de 600 millones de dólares y sólo se contempló la compra del 50% de las acciones, pues la otra mitad ya pertenecía a Pemex, también dijo que el próximo miércoles dará más detalles sobre la operación ya que invitará al director de Pemex, Octavio Romero Oropeza y al consejo de administración.

Deja una respuesta